Oxidación UV para la purificación del gas residual

La oxidación UV también es adecuada para tratar sustancias que se encuentran en fase gaseosa, lo que incluye desde compuestos orgánicos (compuestos aromáticos, volátiles, ...) a inorgánicos (NOx, N2O, H2, ...).

Los compuestos orgánicos son oxidados de forma parcial en el reactor UV y modificados de tal manera que se aumenta su carácter hidrofílico, haciendo posible su sorción en el agua de depuración o lavado. El siguiente tratamiento se realiza, en caso de ser necesario, en fase líquida.

Los compuestos inorgánicos deben oxidarse totalmente en fase gaseosa antes de poder ser depurados. El tratamiento con el agua de depuración se produce tras el proceso de sorción.

Normalmente los contaminantes orgánicos e inorgánicos están presentes al mismo tiempo.

Se puede llevar a cabo una modificación de los sistemas de depuración existentes mediante la adición de reactores o módulos de tratamiento UV. Gracias a ésto, se aumenta el rendimiento del lavado a la vez que se consume menos agua, ya que se está realizando un "reciclado" de la misma.

Desodorización y esterilización mediante el tratamiento UV

UV-Bestrahlung entfernt Gerüche aus Abluft

La luz UV elimina los olores procedentes de los gases residuales

Mediante la irradicación UV se puede reducir o eliminar el olor procedente de los gases residuales. Para ello, debemos tratarlos en un reactor UV con la luz UV adecuada. A menudo, el extremo del reactor contendrá un sistema de lavado para filtrar partículas o eliminar residuos orgánicos, los cuales se han convertido en hidrófilos mediante la acción del tratamiento UV / de la oxidación UV.